NOTICIAS EN:
  Veracruz   |   Yucatán   |   Sinaloa   |   Aguascalientes   |   Villahermosa  
Twitter xeunoticias Twitter   Facebook xeunoticias Facebook   Youtube xeunoticias Youtube   Instagram xeunoticias Instagram
 
Noticias en imágenes
Sociedad en imágenes
Podcast
Opinión
Videos
Coronavirus
Directorio Comercial
Opinión
domingo 26 de septiembre del 2021 5:15 AM, Veracruz, México.
 
Portada / Opinión / Post
Un caos llamado Trump II

 16 ene 2021
Por: Rodrigo Chillitupa Tantas

La semana pasada, desde este espacio, mencionaba que el segundo juicio político o impeachment contra el presidente Donald Trump, por incitar a una turba de fanáticos a tomar con agresividad el Capitolio para bloquear la certificación de la victoria electoral de Joe Biden, no iba a resolver la grave crisis política que se ha instalado en los Estados Unidos y, por el contrario, provocaría un clima de polarización mayor. Pareciera que, efectivamente, este pronóstico se cumplirá con una serie de hechos.

Los demócratas lograron iniciar el proceso de destitución contra Trump en la Cámara de Representantes. Allí contaron con el apoyo de diez republicanos. Esto podría dar el indicativo que el divorcio con el actual inquilino de la Casa Blanca ya está en marcha. Un sector dentro del partido de Abraham Lincoln ya no quiere defender las posiciones demagógicas y violentas que Trump ha profanado en las últimas semanas y, más bien, buscan desmarcarse de él por el enorme costo político que dejaría para el futuro.

No sorprendería que los republicanos tomen dos decisiones en el Senado cuando llegue el pedido de destitución contra Trump, quien afrontaría este proceso ya fuera de la presidencia. Lo primero es que se alineen en bloque con la solicitud de los demócratas para castigar al magnate que, con su actuación, ha mellado la imagen del partido. Y lo segundo es que, con el fin de evitar una posible postulación en las elecciones del 2024, se vuelquen a la posibilidad de inhabilitarlo para ejercer cualquier cargo público de por vida.

Estas dos ideas serían bien vistas por el líder republicano Mitch McConell, quien fuera el operador de Trump en los últimos cuatro años. Sin embargo, podría ocurrir también otro escenario: una división dentro del partido. Es decir, que un grupo de senadores sigan con su lealtad al presidente y lo defiendan de los ataques y/o investigaciones que reciba en adelante.

Aquí entraría a tallar el problema de supervivencia institucional del Partido Republicano que lidiaría entre recuperar su identidad conservadora; vale continuar con sus políticas a favor de los sectores sociales privilegiados que acumulen su riqueza en ellos; o sucumbir al supremacismo blanco impulsado por Trump, quien con su autoritarismo ha creado a su propia legión de seguidores encarnado en ese musculo llamado Trumpismo que profesa los mismos discursos racistas y xenófobos contra diversas minorías satanizadas durante su mandato.

Lo único, sea cual fuese el escenario, provocaría la fractura de los republicanos ante el inicio de la administración de Biden y, además, retrasaría con las pujas internas un control de daños con el fin de recuperar espacio político rumbo a procesos como las elecciones del 2022, donde tratarán de romper la paridad de escaños que tienen con los demócratas en el Senado.

El fracaso del magnate ha sido tremendo que, por primera vez, desde 1892, no tendrán el control de la presidencia, la Cámara de Representantes ni la Cámara alta.

¿Y cómo aterriza este panorama de Trump y los republicanos en la presidencia de Biden? Si el magnate le gana la puja al partido, tendría en su poder a una gran masa de ciudadanos que seguirían con la retórica que empleó, desde su derrota en las elecciones del pasado 3 de noviembre, de no reconocerlo como presidente. Así, Biden estaría por delante con el gran desafío de gobernar sobre un territorio en el cual una parte importante de la población no le reconoce su autoridad ni su legitimidad. Y, por consiguiente, le sería más complicado aterrizar sus propuestas para enfrentar la pandemia de la Covid-19.

La consultora Eurasia Group ya había hecho referencia al escenario que se le vendría a Biden. "Mientras una parte significativa de los votantes de Trump le sigan siendo leales, él proyectará una larga sombra, impulsando a los líderes republicanos a apoyarle para evitar perder el respaldod de sus bases. Para ellos, Biden será #Noesmipresidente y lo considerarán ilegítimo", apunta en su análisis.

En los últimos días, el FBI ha dado la alerta de graves disturbios armados con el fin de afectar la toma de posesión de Biden el 20 de enero. Estos actos de violencia se realizarían en Washington y en los capitolios de los 50 Estados. Sería un inicio complicado para el demócrata en un país como Estados Unidos, donde una grave crisis sanitaria y económica que requiere no solamente del trabajo conjunto de los dos principales partidos políticos sino de la colaboración activa de los ciudadanos.

@RodrigoCT_94

 



23:08 Fueron detenidos 14 soldados mexicanos en frontera; uno traía marihuana: informó EU
23:07 América y Chivas no se hacen daño en el Clásico Nacional
22:58 Muere niño de 12 años durante desfile escolar
22:46 Aborto “libre y gratuito” no soluciona problemas de violencia contra la mujer: iglesia
22:40 MLB: Rays asegura título del Este en la Liga Americana
22:36 Tren de pasajeros se descarrila en EU; hay 3 muertos y más de 50 heridos (+Fotos y Video)
22:13 Le pican los ojos a Henry Martín durante bronca en el Clásico (VIDEO)
21:58 Veracruz suma 13,359 muertes por COVID-19; se acumulan 116,007 contagios
21:44 Miguel Herrera reconoce mal juego de Tigres
21:43 Recuperarán espacios dañados por Grace en el norte de Veracruz
21:22 Ex rival del 'Canelo' manda a su contrincante al hospital de un nocaut
21:15 La muñeca, locutora de La Fiera, festeja 4 millones de seguidores